Control de los Elementos

Etiquetas:

1. Corriente / Sistema » Alquimia

2. Tipo de contenido » Práctica » Meditación

3. Dificultad » Magia Intermedia

Publicado el 25/Ago/2011
Control de los Elementos

Éste post está pensado en quienes no están familiarizados del todo con la Alquimia Hermética, trata la práctica básica para manipular el éter, la síntesis de ideas y el control de los cuatro principios elementales junto con la Prima Mater.
*Nota: conforme avanza el post, aumenta la dificultad, practicar con tiempo*

Fundamento

Primero fue la NADA, después fue el TODO creado por sí mismo y así devino en Caos, éste se fue densificando hasta que se creo la Luz Absoluta, que impuso el Orden sobre el Caos manifestando así la creación. Después el Orden trajo a la existencia toda la Sabiduría y Conocimiento existente, pero para poder usarlo la Luz Absoluta creo el Entendimiento.

Y del Entendimiento se creó la Prima Mater (Akasha) por subtancializar el Caos, y el Akasha creó a su vez de sí misma Cuatro Principios Elementales (Activo, Pasivo, Neutral y Bipolar) para la creación y también devino la Prima Mater en energía creando así el Éter.

Con los Cuatros Elementos se fue creando el universo densificando cada estrato más y más, de tal forma que el Akasha vibra tan rápido y el Mundo Físico tan lento que parecen inmóviles, pero siempre están en movimiento. Y entre éstos dos tenemos otros dos.

Dando así origen al Plano Causal (Akasha), Plano Mental, Plano Astral y el Plano Físico.
El éter está presente en cada estrato de la creación ya que tiene la cualidad de cambiar su vibración para adaptarse al medio en el que se encuentra. Así incluso en el Mundo Físico (éste que percibimos día a día antes de acceder a planos espirituales), se encuentra el éter.

Ahora para la práctica cabe mencionar que el cuerpo obtiene el éter necesario para sustentar a los cuerpos espirituales que posee, correspondientes a cada plano, y lo aprovecha en su polo positivo como Fuerza Vital.

Éter

Ya mencione que es la energía primordial de la creación, en el mundo físico se manifiesta como calor, movimiento, luz, electricidad, magnetismo, &c. Éstos serán tratados en su momento, ahora solo necesitamos enfocarnos en su parte espiritual.
Todo tiene dos polos activo y pasivo, los del éter son: la Fuerza Vital y la Esencia Mortal.

No necesitamos [y es peligrosa ahora] la Esencia Mortal hasta que lleguemos a Necromancia, así que nos enfocaremos primero en la fuerza vital que es la más fácil de manipular.

Ante la visión etérica se percibe el Éter como blanco con puntos brillantes dorados y con puntos opacos transparentes; la Fuerza Vital como blanco con manchas y luces doradas brillantes, la Esencia Mortal igual que la anterior pero cubierta con un velo o humo de modo que queda opaca pero con el mismo diseño.

Práctica de Invocación

Requisitos:
· Visualización (Imaginación Activa)
· Concentración Inclusiva y Exclusiva
· Técnica de Respiración Completa (abdomen, costillas y pecho)

Siéntate cómodamente y visualiza la Fuerza Vital en el aire, con la respiración controlaremos el movimiento de la energía, ahora inhala y visualiza que entra por tu nariz llenando tus pulmones (expande solo tu abdomen, luego tus costillas, después los hombros quedando tu torso totalmente inflado, termina igual en orden inverso); el poder de tu mente debería influenciar el éter presente en aire de modo que sentirás una presión, cosquilleo o calor dentro de ti; exhala por la boca visualizando como sale el aire junto con la fuerza vital. 

Practícalo hasta que sea natural, ahora intenta retenerlo, cada vez que exhales piensa que el solo sale el aire “vacío”. Así con cada respiración tu cuerpo cual un globo vacío se infla cada vez más con la fuerza vital. No lo conserves por mucho tiempo, siempre es necesario devolver el cuerpo a su tensión normal.

Después repite todo el proceso pero a través de tu piel, como si fueras una esponja que absorbe el agua, y llena todo tu cuerpo. Y finalmente imagina un mundo superior como un mar infinito de ésta fuerza vital, su fuente, de donde extraerás la energía para el ejercicio y a donde la regresaras al término de este.

Síntesis de Ideas

Debido a la propiedad del éter de ajustar su vibración a cualquier cosa, así al exponerlo a cierta vibración como una idea, éste se transforma en esa idea. Podemos cambiar al éter exponiéndolo a la visualización de cierta “substancia espiritual” para sintetizarla y replicarla. 

Para obtener esa substancia lo más pura que podamos, es necesario primero reconocer su vibración desde una manifestación previa; o de alguna visualización particular que te ofrezca indirectamente la receta para una exitosa síntesis.
P.e. la esencia natura desde un árbol, una meditación con simbolos para llegar a la vibración de un ángel u otro espíritu, la esencia mortal desde un cadáver, &c.

Los Cuatros Elementos

Mencione cuatro principios elementales, éstos corresponden a las figuras clásicas de los elementos Aristotélicos.

Activo: Fuego, Pasivo: Agua, Neutral: Aire, Bipolar: Tierra.

No se confundan con las flamas combustibles, líquido H2O, gas O[…], y suelo mineral, aunque estás son sus manifestaciones y son útiles para la correcta síntesis, aquí nos enfocamos en ideas puras. Así las correspondencias que usaremos son:

Fuego: calor-rojo, Agua: frío-azul marino, Aire: ligereza-azul cielo, Tierra: pesadez-marrón

Los colores pueden variar dependiendo de la propia perspectiva pero las propiedades iniciales para la primera síntesis No.
Ahora lo que sigue es repetir la Práctica de Invocación pero con los elementos. Asegúrate que durante la práctica sientas en tu cuerpo la propiedad de cada elemento.

Práctica Proyección

Requisitos:
· Visualización (Imaginación Activa)
· Imaginación Sensorial
· Práctica de Invocación

Siéntate cómodamente e inhala el elemento fuego desde la fuente, con la respiración controlaremos el movimiento de la energía, ahora acumula una cantidad considerable del elemento hasta que sientas el calor dentro tuyo, ahora exhala pero libera el calor por tu plexo solar a tu habitación (en lugar de regresarlo a la fuente). Repite hasta que se manifieste físicamente y sientas que la habitación se calienta.
Realiza de nuevo el ejercicio pero con la variante de expulsar el fuego por manos, pies y por tu respiración. Después con los otros elementos.

Una vez que domines la proyección de los elementos por medio de tu cuerpo, sigue el condensarles directamente desde la fuente. Primero concéntrate intensamente en la primera fuente del elemento fuego como rojo brillante muy caliente, inhala e imagina que desde la fuente fluye una gran corriente de calor que prontamente llena toda la habitación, inténtalo hasta que la habitación se caliente, después sigue con los otros tres elementos.

Una vez dominadas las proyecciones para llenar la habitación, prosigue llenando objetos más pequeños, después objetos que imagines ante ti de todas formas y tamaños, lo importante es que acostumbres a la proyección de los elementos, sobre todo la directa de la fuente.

Principio Akasha

Imagina un espacio vacío ilimitado, no hay arriba, abajo ni a los lados, dentro de este espacio imagina a la substancia etérica más fina y con mayor vibración, ésta no tiene color aunque ante los sentidos parece Negro-Ultravioleta con infinitos puntos dorados, siente este éter y fusiónate con este mundo, asegúrate de establecer una buena conexión ya que ésta es la fuente del Akasha.

Para acumularlo repite la práctica de invocación y de proyección, la diferencia con éste “elemento” es que esta vacío pero potencialmente lleno, en un principio para acumularlo recurre a una de sus propiedades: Vacío, Espacio Ilimitado, Sin Tiempo-Espacio, Impenetrabilidad, Intangibilidad, Solvente Universal, Dominio sobre los Elementos y Materia Prima.

En la propiedad de Materia Prima pon especial atención ya que te dará la pauta para acumularlo directamente como Akasha con todas las propiedades y con el tiempo también para al transmutación.

Basado en: Iniciación al Hermetismo, Franz Bardon. Capítulo I-VI Paso Psíquico.
Véase también: el Kybalion.
Autor: Rigeb XYTZTW.

*Dedicado a todos los Alquimistas de Ekiria*
[Claro, si es que les gusta, si no culpen al oso XD]
Última actualización: 9/Nov/2011
Publicado el 25/Ago/2011

Enhorabuena por este artículo, Righeb, has hecho un trabajo magnífico para acercarnos a la alquimia a aquellos que como yo hemos oído campanas sobre este Arte pero no sabemos de donde proceden.

A mí personalmente me acabas de hacer comprender los fundamentos y bases de la alquima y proponerme una de las prácticas que parecen más fascinantes y no especiamente difíciles.

Ahora todo depende de nuestra práctica.....

Por cierrto, después de años de práctica, se podría a través de este ejercicio hacer brotar un fuego o congelar el agua? Curiosidad, simplemente.

Saludos.

Publicado el 25/Ago/2011

Se comentaba eso en "Práctica de la Iniciación al Hermetismo" pero no se concluyo nada.

Yo te digo que sí, sabiendo la técnica y bases físicas claro.

Por ejemplo, pude mantenerme calientito durante las heladas noches del campamento que te comentaba mientras mis compañeros se helaban, así como enfriar la habitación o solo un aura a mi alrededor si hace calor.

Para el fuego, primero necesitas un combustible como base (aunque con un poder "ilimitado" podrías usar el aire como combustible y oxidante). Congelar sólo es cuestión de práctica.

También estoy trabajando en mi siguiente articulo concatenado, la Técnica de Torrente, y precisamente trata de mejorar la habilidad para estos efectos.

Yo considero el acercamiento a la Psiónica desde la Alquimia más acertado que las prácticas de Artes Arcanas, tienen lo suyo pero mi experiencia me ha demostrado lo contrario, habrá a quién no.

Gracias por tus comentarios de aliento 😄

Tal vez te interese Anillo de Gnosis

Última actualización: 25/Ago/2011
Publicado el 9/Nov/2011

Lo prometido es deuda Anada, he aquí la Técnica de Torrente.

Espero que te guste.

Saludos

Cerrar